Últimos preparativos para iniciar un Whole30

Hoy es viernes y yo he programado el inicio de mi whole30 para este domingo, lo cual me sitúa casi en la línea de salida. Dos días y empezamos, sin más.

Si no sabéis de que estoy hablando os remito a una la entrada que publiqué hace un par de semanas y  en la que os explicaba que era un Whole30 y como había decidido iniciarlo este 6 de Agosto. Desde entonces he recibido muchas consultas al respecto de este tema, así que he investigado un poco más y voy a intentar solucionarlas en esta entrada de hoy. Además durante todo el proceso voy a ir publicando en el blog mi experiencia, las dificultades con las que me encuentro en el camino (recordad que, como a mí me gustan los retos complicados, he voy a estar de vacaciones durante el 90% de mi Whole, y además durante algunos días viajando por el extranjero).

Veamos vuestras preguntas

  • ¿Por qué haces un whole30 si tú estás delgada?

El whole30 no es una dieta de pérdida de peso, es un reseteo en tu alimentación, un proceso de aprendizaje para volver comer de una forma diferente y más saludable. Mucha gente adelgaza en un whole, pero otra mucha no. No creo que sea un objetivo prioritario, al menos para mi no lo es.

 

  • ¿Cuánto pesas y cuánto mides ahora? Queremos poder comparar al final de tu whole30

Aisss, esas cosas a una señorita no se le deberían preguntar, pero  ahí va.

Mido 171 cms

Peso  58.7 kgs

Mi índice de grasa corporal es del 21%

 

  • Yo suelo hacer ayunos intermitentes diariamente, ¿puedo mantenerlos?

Ese también era mi mayor problema a la hora de afrontar un whole30. Habitualmente como solo dos veces al día, desayuno y cena, y mi cuerpo se ha acostumbrado tanto a este ritmo que los días que introduzco una comida más me siento pesada, cansada y de mal humor.

Gracias a compañeras de nuestro grupo en Facebook, Paleo para Inconstantes, descubrí dos cosas.

  1. El desayuno sí es una comida obligatoria y debe realizarse dentro de la primera hora después de levantarnos. Como cualquier otra comida debe estar compuesta por verdura, proteína y grasa saludable.
  2. La recomendación es comer tres veces al día y podemos añadir un pre y un post entreno si lo consideramos necesario. Sin embargo si realmente para nosotros las tres comidas al día son excesivas podemos seguir el whole30 solo con dos comidas. La recomendación se basa en que, normalmente, la gente reduce su ingesta de comida durante el whole30 debido a las restricciones y parece que es más lógico añadir una comida más que nos ayudará a cubrir las necesidades nutricionales diarias. Si somos capaces de realizar la exclusión alimentaria que exige el whole30 en solo dos comidas (siendo una el desayuno) no hay ningún problema en hacerlo.

 

  • ¿Sabes que alguna gente tiene descomposición intestinal cuando empieza el whole? ¿y acné temporal? ¿dolores de cabeza?

Sí, uno de los síntomas que más he leído es la diarrea, pero también un acné transitorio, mayor sudoración o más fuerte y dolores de cabeza. En general estos síntomas deberían darse solo durante los diez primeros días y son derivados del proceso de desintoxicación. He recibido algún mensaje en el que me decían que no se les iba la diarrea en todo el proceso. No hagamos locuras, si un whole no te va bien y realmente tu cuerpo, pasado el primer momento, te responde mal, déjalo. No hay verdades supremas ni reglas universales en el tema de la alimentación.

 

  • ¿Cómo has planificado tu whole30?

Todos los blogs que he leído e incluso en la página de whole30 te recomiendan que planifiques completamente los menús por semanas (algo que yo hago habitualmente) y vayas a la compra con una lista cerrada de alimentos. Yo soy mucho más arriesgada y no he planeado nada. ¿Por qué? Porque no voy a estar en mi casa, no voy a controlar yo los fogones y voy a tener que improvisar mucho. Demostraros que hacer un whole30 viajero es posible va a ser una tarea complicada, pero yo lo voy a intentar.

 

  • ¿Y si fallas?

Oye, pues si fallo, si no me veo capaz, si al final viajar y “wholear” no es posible, os lo contaré. El seguir el whole30 es algo tanto por mi como por vosotros y por explicaros como lo hago, como me siento, y que consigo. Parte de toda esta experiencia es que pueda fracasar, no pasa nada, no es mi último examen de universidad.

 

  • ¿Y cuándo termines?

Pues no sé cómo me habré sentido durante este tiempo y si dejaré de lado definitivamente alguno de los alimentos restringidos. Yo suelo hacer paleo estricto pero me gusta mucho paleolizar, hacer tartas, helados, pizzas… Creo que estará bien el proceso de desintoxicación pero estaré deseando volver a coger mis moldes para el horno.

 

Dicho todo esto creo que estamos preparados para iniciar nuestro reto. Recordad que un whole30 siempre empieza con el desayuno así que la cena del sábado tomárosla como una transición. El domingo seremos espartanos con una misión que cumplir.

 

Durante todo el proceso publicaré mis comidas diarias en Instagram y resolveré vuestras dudas a través de la página de Facebook de barriga sana, de nuestro email o de los comentarios en esta misma publicación.

 

Puedes ser quien tú quieras ser, solo tienes que demostrar que puedes serlo. Fuerza.

No Replies to "Últimos preparativos para iniciar un Whole30"

    Leave a reply

    Your email address will not be published.

    Positive SSL