Celiaquía, sensibilidad al gluten, alergias e intolerancias

07/06/2017

Nur Pons, parte de Barriga Sana

Nuria Pons – Dietista Nutricionista

Me alegra saber que Barriga Sana cada vez tiene más amigos que no vienen del entorno paleo sino derivados de una dieta sin gluten por diferentes patologías. Como ya sabéis, yo soy celíaca sintomática, y además tengo intolerancia a la lactosa y alergia a las legumbres y a determinados cereales. Es por ello, que entiendo perfectamente la desesperación que para algunas personas puede significar este tipo de enfermedad. Siempre os digo a los del grupo paleo que os admiro mucho cuando no pecáis con el pan o con una pizza o similar porque, para una gran mayoría de vosotros, renunciar a estos alimentos es algo voluntario y vuestra fuerza para absteneros de comer gluten es digna de estudio. Pero también admiro mucho a todas esas personas que día a día tienen que luchar contra una enfermedad aún poco entendida en el entorno social (evidentemente mucho más que antes), y que diariamente se exponen a acabar intoxicados por el desconocimiento de nuestra sintomatología. Pasito a pasito esta situación mejorará, tenedlo por seguro.

Tanto celíacos como los que no lo son me han pedido en un par de ocasiones que haga un resumen claro de qué es la celiaquía y cuál es la diferencia entre la sensibilidad al gluten y la alergia al trigo. Hace relativamente poco me preguntaron que grado de celiaquía tenía para ver si podían introducirme algo de gluten en mi menú degustación en un restaurante con estrella Michelín. No hay grados de celiaquía, todos los celíacos, todos, deben hacer una dieta estricta sin gluten, existen unas y otras sintomatologías o alergias al gluten u otras enfermedades parecidas. Vamos a verlas brevemente.

Celiaquía

La celiaquía es una enfermedad del sistema inmune, se produce por la intolerancia a las proteínas del gluten y se manifiesta a través del sistema digestivo mediante la atrofia de las vellosidades del intestino delgado. Es difícil de diagnosticar porque los síntomas son muy diversos, pero los expertos suelen destacar tres formas de manifestación de la enfermedad

  1. Celíaco sintomático: Al contaminarse con la ingesta de gluten presentan síntomas relacionados con el sistema digestivo como diarreas, dolor abdominal, vómitos.
  2. Celíaco atípico: Al contaminarse con ingesta de gluten tienen síntomas más leves, a veces intermitentes y no siempre se producen.
  3. Celíaco asintomático: La ingesta de gluten no les provoca ningún tipo de reacción, pese a que se estén dañando igualmente, como en cualquiera de los casos anteriores, las vellosidades intestinales. Normalmente estos celíacos descubren que lo son por el diagnóstico de algún familiar.

Existen además diferentes enfermedades relacionadas con la celiaquía y que remiten al comenzar una dieta sin gluten: dermatitis herpetiforme, síndrome de Sjögren, enfermedad tiroidea autoinmune, deterioro de la salud mental, afectación a la fertilidad,… y muchas otras.

Un 10% de los celíacos no tratados desarrollan un linfoma. El celíaco debe hacer una dieta libre de gluten para toda su vida.

Sensibilidad al gluten no celiaca

Es una enfermedad bastante reciente y que, afortunadamente se ha empezado a tratar. La gente que padece sensibilidad al gluten no celíaca tiene síntomas muy diversos, tanto digestivos como de otra índole: musculares, óseos, dérmicos, … Las pruebas de la celiaquía son negativas pero el paciente mejora al eliminar el gluten de su alimentación.

Alérgico al gluten

La alergia al gluten es una enfermedad poco común. El sistema inmune de los alérgicos al gluten produce anticuerpor ante una sustancia que consideran perjudicial sin necesidad de que esta sustancia llegue al intestino. Los síntomas son inmediatos tras la ingesta de gluten. Urticaria, edemas, dificultad respiratoria…

El alérgico al gluten puede mejorar con el tiempo y poder volver a ingerir gluten. En ocasiones este tipo de alergias se producen en momentos concretos de la vida del individuo (adolescencia, embarazo…) y finalmente desaparecen.

Intolerante al trigo

Las personas que padecen esta intolerancia alimentaria sufren una sensibilización a las proteínas del trigo. Desarrollan unos mecanismos inmunológicos que liberan cantidades elevadas de histamina provocando síntomas como dolores de cabeza, síntomas digestivos, cansancio, …

Como ocurre con todas las anteriores, el diagnóstico de esta intolerancia es muy complicado. Se habla de que un 40% de la población puede tener algún tipo de intolerancia al trigo, pero con distintos grados de afectación. Suele consultarse solo en los casos con una sintomatología mayor y se diagnostica por descarte: es negativo en la prueba de celiaquía, mejora al no tomar trigo, pero sigue pudiendo tomar otros cereales con gluten.

La intolerancia trigo puede curarse tras una dieta de exclusión.

Alergia al trigo

La alergia al trigo es de todas las enfermedades expuestas la menos frecuente. Las reacciones son de tipo alérgico y se manifiestan con rojeces, urticaria, asma… Al igual que en los casos anteriores el tratamiento es una dieta sin gluten.

¿Por qué se está produciendo el desarrollo de todas estas enfermedades?

Esta es la pregunta del millón, ¿qué está pasando? Creo que vais a encontrar información muy interesante en los enlaces que os dejo a continuación. Merecen una lectura con calma y una reflexión al respecto.

Espero que os haya sido útil la información. Mi recomendación personal ante una sospecha de celiaquía, alergia o similar es que acudáis al médico con parte del trabajo hecho. Realizad una dieta sin alérgenos durante unos 30 días, eliminad, gluten, cereales, fruta, legumbres, lácteos, e id introduciéndolos poco a poco para observar vuestras reacciones.

Si esto os parece muy complicado, al menos llevad un diario de comidas (yo lo hago diariamente) para identificar de forma rápida qué producto os pueden estar sentando mal. Recordad que además de celiaquía, gluten y trigo, las alergias e intolerancias más comunes son: fructosa, lactosa, legumbres, cacahuetes, guisantes, frutos secos, marisco y huevo.

Consulta de nutrición y dietética en Madrid y online

Mi consulta principal está situada en el Centro de Terapias Vitaminate, ubicado en el madrileño barrio de Arganzuela (al lado de las estaciones de metro de Pirámides y Embajadores), pero también paso consulta en otras clínicas de Madrid y del resto de España.

Sin embargo, vivas dónde vivas, en este o en otro país si no te puedes acercar a verme, siempre podemos hacer nuestra consulta online.

Otras entradas que te pueden interesar

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

En cumplimiento del Reglamento General de Protección de Datos (UE) 2016/679 del Parlamento Europeo y del Consejo de 27 de abril de 2016 y la ley orgánica 3/2018 de 5 de diciembre de Protección de Datos Personales y de Garantía de los Derechos Digitales le informamos que los datos por Vd. proporcionados serán objeto de tratamiento por parte de BARRIGA SANA, S.L. con CIF B88333190, con domicilio en CALLE LUIS I, Nº 55 con la finalidad de permitirle publicar su comentario en los artículos del blog, de forma que tanto nosotros como el resto de usuarios puedan interactuar con usted.

La base legal para el tratamiento de sus datos es el consentimiento que se le solicita a través de este formulario.

Los datos proporcionados se conservarán mientras se mantenga la relación comercial o durante los años necesarios para cumplir con las obligaciones legales. Los datos se guardarán en el proveedor de servicio de correo de Google (formulario de contacto) y en el proveedor de alojamiento web Cubenode (en el caso del formulario de comentarios). Los datos no se cederán a terceros salvo en los casos en que exista una obligación legal.

Usted tiene derecho a obtener confirmación sobre si BARRIGA SANA, S.L. estamos tratando sus datos personales y por tanto tiene derecho a ejercer sus derechos de acceso, rectificación, limitación del tratamiento, portabilidad, oposición al tratamiento y supresión de sus datos así como el derecho a presentar una reclamación ante la Autoridad de Controla mediante escrito dirigido a la dirección postal arriba mencionada o electrónica CONTACTO@BARRIGASANA.COM, adjuntando copia del DNI en ambos casos.

Nota: Puede consultar información adicional y detallada en relación a la política de privacidad mediante el enlace “Política de privacidad”, situado a pie de página del sitio web.

Suscríbete a la newsletter de Barriga Sana

Pin It on Pinterest

Share This
Ir a Whatsapp
1
¿Necesitas ayuda sobre nutrición?
Paso consulta tanto física en Madrid como online, además de crear planes nutricionales a medida. No esperes más y ponte en contacto conmigo , estaré encantada de solucionar tus dudas y ayudarte.