Petit suisse para niños evolutivos

muffins
Muffins de arándanos con chocolate negro
07/04/2019
gachas de zanahoria
Gachas de zanahorias con fruta y frutos secos
14/04/2019

Descubrirle a un vegano el poder del anacardo no tiene ningún sentido porque es el elemento más utilizado en su repostería. ¿Por qué? sencillamente porque a diferencia de otros frutos secos tienen una gran cantidad de almidón (por eso mismo no deben consumirse en dietas cetogénicas) y por lo tanto ayuda a crear cremosidad en nuestros platos. Otra cocina que usa mucho el anacardo como espesante es la india, dónde se añade a currys para obtener texturas más densas. En la receta de hoy el anacardo nos va a ayudar a conseguir esa textura de yogur en nuestro falso petit suisse.

Por otra parte, como hemos comentado otras veces, es importante mantener en remojo los anacardos crudos (los frutos secos en general) mínimo cuatro horas antes de consumirlos para eliminar los antinutrientes que contienen. Como ya dijimos con la legumbres, los frutos secos tienen alto contenido en ácido fítico. El ácido fítico impide que se absorban hierro, el zinc, el calcio, el magnesio y el manganeso que contienen los frutos secos, pero es hidrolabil, es decir, se elimina con el correcto lavado . El remojo también reduce el contenido de otros compuestos que pueden disminuir la capacidad nutritiva de los frutos secos, como los taninos y los inhibidores de proteasas. ¿ Nos hace mal no remojarlos? No, pero nos hace mejor sí hacerlo.

Dicho todo esto poned vuestros anacardos en remojo que empieza una receta sencillísima y muy divertida para hacer con vuestros niños esta Semana Santa.

Por cierto, la canción de hoy no tiene nada que ver con la receta, pero es que es una de mis canciones preferidas y quería compartirla... creo que voy a empezar a hacerlo de vez en cuando para que amenicéis la lectura sabiendo que escucho yo mientras la escribo.

Petit suisse para niños evolutivos

Ingredientes de la receta

  • 150 gr de anacardos crudos
  • 250 ml de kefir de leche de cabra
  • 4 dátiles
  • 5 fresas

Preparación

Paso 1

Ponemos en remojo nuestros anacardos un mínimo de 4 horas. Escurrimos bien.

Paso 2

Ponemos en un bol los anacardos junto con la mitad del kefir de leche de cabra, los dátiles y las fresas y batimos bien para que no se queden grumos. Vamos añadiendo el resto del kefir hasta obtener la textura que deseamos (en mi caso lo pongo entero).


Paso 3

Llevamos a la nevera un mínimo de 8 horas. Servimos acompañado de pepitas de chocolate negro o cubitos de almendras.


El consejo de Nur

No me diréis que la receta de hoy no es fácil... es facilísima!!! Pues podéis usar los frutos rojos que queráis o bien plátano para hacer de diferentes sabores... ah, nosotros los ponemos en moldes de polos y tenemos un helado maravilloso para las tardes del sábado.

¿Estás cansado de ir de dieta en dieta sin lograr tus objetivos? ¿Quieres recuperar tu salud? ¿Volver a sentirte bien? ¿Te atreves a cambiar tu vida?


6 Comments

  1. Rocío dice:

    Hola….no sé dónde puedo encontrar los kéfir de leche de cabra.
    Gracias

  2. Mary dice:

    Se puede uso otra cosa q no sea anacardos??

  3. Ana dice:

    Hola Nuria , se puede congelar ? Muchas gracias

    • Barriga Sana dice:

      Yo te diría que no… al final es una base de frutos secos y no congela muy bien, al descongelar quedaría una textura rara.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos:

  • Responsable: BARRIGA SANA, S.L.
  • Finalidad: poder gestionar todos los comentarios del blog.
  • Legitimación: tu consentimiento para poder interactuar contigo en los comentarios.
  • Destinatarios: tus datos serán guardados por Cubenode, proveedor de hosting.
  • Derechos: tienes derecho, entre otros, a acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos.