Migrañas y alimentación, ¿qué hay de cierto?

Siempre que alguien me quiere escuchar le explico la importancia de la alimentación a la hora de prevenir y tratar enfermedades. No estoy diciendo con esto que apoye teorías curativas a base de alimentos. Creo en la medicina tradicional, pero sí que una correcta alimentación es un factor muy importante a tener en cuenta para evitar el desarrollo, y apoyar en la posterior curación, de todas las enfermedades conocidas.

Uno de los casos más claros de como la alimentación influye en el desarrollo de una dolencia es la migraña. Yo sufría continuas migrañas, de las que implicaban vómitos, mareos, y dolor intenso, que solo se iba tras un día o dos tumbada en una habitación completamente a oscuras y en silencio. Desde que me diagnosticaron la celiaquía e inicié una dieta sin gluten, no he vuelto a sufrir ninguna. ¿Por qué? ¿A qué se deben las migrañas? ¿Qué alimentos influyen en ellas? Vamos a verlo con más detenimiento

Las migrañas son una de las enfermedades más comunes del mundo (la sufre un 13% de la población), y consisten en un dolor pulsátil que en muchas ocasiones se localiza solo en un punto de la cabeza, y que puede ir acompañada de vómitos, malestar general, escalofríos, sudoración, mareos y  sensibilidad a la luz, a los olores y a los sonidos. Tienden a aparecer entre los 10 y los 45 años, pueden ser hereditarias y se presentan con más frecuencia en las mujeres que en los hombres.

Pese a la cantidad de personas afectadas, la migraña sigue siendo una gran incógnita para la medicina actual. Se sabe que esta causada por una actividad cerebral anormal, lo cual puede desencadenarse por muchos factores. Sin embargo, la cadena exacta de hechos sigue sin aclararse. A pesar de ello, lo que la comunidad científica tiene absolutamente comprobado es que hay una relación clara entre alimentación y migraña. De esta forma, pueden desencadenar migrañas,entre otros, los siguientes factores:

  1. Alimentos y Bebidas: Muchas personas experimentan migrañas cuando comen ciertos alimentos, especialmente: trigo, lácteos, azúcar, conservadores artificiales o aditivos químicos, carnes procesadas o curadas, alcohol (especialmente  vino tinto y cerveza), aspartamo,  cafeína y MSG. La cafeína también puede desencadenar un ataque – y también  el exceso de frutos secos. Así mismo los alimentos procesados contienen elementos saborizantes, texturizantes y conservantes que potencian la aparición de migrañas.
  2. Alergias: Incluyendo las alergias alimentarias y sensibilidades alimentarias y químicas
  3. Deshidratación y/o hambre: Periodos largos sin ingerir alimentos o sin beber pueden desarrollar el inicio de la migraña

Conozco muchos casos de personas que han iniciado una dieta de carácter evolutivo (paleo sobretodo) que se han olvidado de que un día sufrieron migrañas.  Es por ello que mi recomendación, si sufrís migrañas, es que probéis durante 30 días una dieta que cumpla las siguientes premisas:

  • No incluya ningún alimento que contenga gluten o trazas
  • No contenga alimentos procesados de ningún tipo y sí producto local, fresco y de proximidad. Carnes mejor de pasto, verduras mejor ecológicas
  • Elimine cualquier tipo de azúcar y también endulzantes como el aspartamo o el xilitol

Os aseguro que vais a notar un cambio increíble en el desarrollo de vuestras migrañas, olvidando por completo que las sufríais. En mi caso, en el que esta enfermedad me expulsaba del mundo real uno o dos días al mes, la vuelta atrás es imposible e impensable.

Si pasados los treinta días comenzáis a introducir alguno de los alimentos restringidos, hacedlo de forma paulatina y observad vuestras reacciones. Apuesto con vosotros que, al mismo tiempo que vuelvan determinados alimentos a vuestra vida, volverán las migrañas. No hay duda, la alimentación también alimenta esta enfermedad.

Probadlo y contadme.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

En cumplimiento del Reglamento General de Protección de Datos (UE) 2016/679 del Parlamento Europeo y del Consejo de 27 de abril de 2016 y la ley orgánica 3/2018 de 5 de diciembre de Protección de Datos Personales y de Garantía de los Derechos Digitales le informamos que los datos por Vd. proporcionados serán objeto de tratamiento por parte de BARRIGA SANA, S.L. con CIF B88333190, con domicilio en CALLE LUIS I, Nº 55 con la finalidad de permitirle publicar su comentario en los artículos del blog, de forma que tanto nosotros como el resto de usuarios puedan interactuar con usted.

La base legal para el tratamiento de sus datos es el consentimiento que se le solicita a través de este formulario.

Los datos proporcionados se conservarán mientras se mantenga la relación comercial o durante los años necesarios para cumplir con las obligaciones legales. Los datos se guardarán en el proveedor de servicio de correo de Google (formulario de contacto) y en el proveedor de alojamiento web Cubenode (en el caso del formulario de comentarios). Los datos no se cederán a terceros salvo en los casos en que exista una obligación legal.

Usted tiene derecho a obtener confirmación sobre si BARRIGA SANA, S.L. estamos tratando sus datos personales y por tanto tiene derecho a ejercer sus derechos de acceso, rectificación, limitación del tratamiento, portabilidad, oposición al tratamiento y supresión de sus datos así como el derecho a presentar una reclamación ante la Autoridad de Controla mediante escrito dirigido a la dirección postal arriba mencionada o electrónica CONTACTO@BARRIGASANA.COM, adjuntando copia del DNI en ambos casos.

Nota: Puede consultar información adicional y detallada en relación a la política de privacidad mediante el enlace “Política de privacidad”, situado a pie de página del sitio web.

Abrir chat
1
Hola,
¿Quieres ponerte en contacto conmigo por Whatsapp?
Powered by